Buenos Aires tour por la ciudad – En San Telmo

Buenos Aires tour por la ciudad – En San Telmo

[ Marzo.2018 ] El siguiente lugar al que fuimos durante nuestro recorrido por la ciudad de Buenos Aires en Argentina fue el área de San Telmo.

Fuimos allí dos días antes para el mercado dominical, pero era la primera vez que veíamos el lugar sin puestos en el mercado.

Teníamos el recuerdo de La plaza Dorrego y sus alrededores, que estaban muy animados, con muchos puestos antiguos, pero en los días de entre semana estaba mucho más tranquilo y las tiendas de antigüedades que estaban cerradas los domingos estaban abiertas.

También había un pequeño centro comercial con muy buena pinta.

Justo al lado de la plaza, había una antigua cafetería fundada en 1889.

Cuando nos asomamos para verla por dentro, a través de una puerta que parecía la entrada de una casa, nos encontramos con un callejón estrecho en el interior y, a ambos lados del callejón, aparentemente había muchas habitaciones.

Busqué en Internet y encontré que hay un estilo arquitectónico en Buenos Aires llamado Casa Chorizo ​​y me pregunté si eso era eso, aunque no estoy segura.

Después de caminar alrededor de la plaza Dorrego, fuimos a un mercado interior llamado Mercado de San Telmo.

Este es un mercado de alimentos frescos construido en 1897 y todavía se conservan tiendas de comestibles y carnicerías en el interior, así como los restaurantes de aperitivos más modernos.

La antigua estructura de hierro forjado era muy bonita y atmosférica, lo que me recordó a otro mercado interior, el Mercado Central de Valencia en España.

Hay una tienda especializada en Dulces de Leche en el mercado en la cual nos dieron a probar.

El Dulce de Leche es una especie de caramelo suave y muy popular entre los argentinos.

Según nuestra guía, Elisabet, una ama de casa una vez comenzó a cocinar leche con azúcar y se olvidó de que estaba cocinándolo, creando de esta manera sin ninguna intención el Dulce de Leche.

Aparentemente hay formas ligeramente diferentes de hacerlo dependiendo de la región.

En la tienda había variaciones como la de chocolate, con queso de cabra, con coco, etc….

Compramos un bote del sabor clásico y también el de coco.

Debido a que eran botes grandes, todavía los estamos disfrutando en casa.

A los argentinos también les encantan los bizcochos con Dulce de Leche llamados Alfajor.

Probamos algunos, pero eran demasiado dulces para nosotros, así que no compramos ninguno.

Después del mercado, era la hora de la comida.

Elisabet nos llevó a un restaurante de carne “donde los locales van y comen carne” y sorprendentemente fue la Gran Parrilla del Plata, el restaurante que al que ya han´âmos acudido en nuestra última visita a Argentina.

Eso significa que no solo era popular entre los locales, sino también para los turistas.

Los clientes de entre semana parecían todos trabajadores locales  y por alguna razón todos ellos eran hombres.

No lo sabía, pero este restaurante solía ser una gran carnicería durante la década de 1930.

Todavía había algunos ganchos y azulejos hoy en día y el ambiente era muy agradable.

Esta vez pedimos un plato de Bife de Chorizo ​​para compartir.

Estaba muy bien salado y muy sabroso.

Sirvieron tres salsas (chimichurri, ajo + perejil, verduras picadas y aceite) que estaban muy buenas con la carne y el pan.

Para el postre, pedí un flan y mi marido panqueques con Dulce de Leche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *